martes, 29 de setiembre de 2009

La Ley J


Por Tincho

Guillermo Jenefes es el hombre del momento. De su firma depende que el kirchnerismo obtenga dictamen de comisión y a partir de ahí tratar el proyecto el viernes 9 en sesión especial.

Para entender la situación es necesario aclarar que el artículo 105 del reglamento de la Cámara de senadores establece que es necesario poseer mayoría en cada una de las comisiones para sacar despacho. Jenefes que es miembro de tres es fundamental porque sin su consentimiento no se alcanza el número. El compañero de Pampa Peronista hace un muy buen resumen de la situación en las comisiones que participan del plenario.

Además, de conseguir el dictamen el oficialismo posee hoy -siempre es bueno aclararlo- muchas posibilidades de sancionar la ley sin ninguna modificación.

En un comentario al Ingeniero, que publicó como post con mucha generosidad, describí como va el poroteo en detalle:

Hoy el oficialismo gana 40 a 28 en general. Confirmada la ausencia de Urquía y de un radical, más la posibles de Elida Vigo y Roxana Latorre. De presentarse Vigo -como se especula- llegaría a 41.

Los dos senadores de Chubut van a apoyar en general y en el caso de Giusti votará en contra en particular. No así Guinle que definió el trabajo en diputados como muy bueno.

Cuando se vote el bendito 161 lo tienen que rechazar seis que apoyan en general. Hoy lo hacen Giustiniani, Jenefes y Giusti por lo cual quedaría 37 a 31.

Los de Tierra del Fuego no van a querer tocar nada. Y parece difícil descontadas las declaraciones de Corregido y Quintela que se opongan alguno de los que votaron la 125 -además de Jenefes y Giusti- porque conforman el núcleo duro del kirchnerismo en el Senado.

Asi las cosas, el problema es que el Gobierno depende de uno solo, que conociendo como piensan los senadores se siente importante y va a presionar fuerte para conseguir lo que quiera.

Sólo uno; ahí está la clave, y él lo sabe.

Actualización:1° de octubre a las 18:55 Jenefes acaba de confirmar en el plenario que va a firmar el dictamen del oficialismo en disidencia y se lo dijo a Sanz en la cara. "De ninguna manera voy a tener de rehen al bloque del FPV", explicó con hidalguía. Ahora sí, está todo dado para sancionar la ley tal como llegó de Diputados.

NOTA COMPLETA

lunes, 21 de setiembre de 2009

Una vez más, radicales

Por Tincho


Desdibujados. Los radicales han decidido arriar y pisotear todas sus banderas históricas. El papel jugado por el bloque de diputados, encabezados por la vocera del Grupo Clarín, Silvana Giudici y Oscar “¿Vos decis que hay monopolio en la argentina ?” Aguad, ha sido patético. Desde un comienzo, quisieron poner trabas al debate en vez de dar la discusión y ver que artículos podían corregir o mejorar. Pero decidieron ponerse de rodillas ante el poder de los multimedios y, de esta forma, poner de rodillas a sus votantes, como lo explicó en su excelente discurso la compañera diputada por Jujuy, María Moises. Un dato llamativo: el propio proyecto de la diputada lobbista Giudici no tenía grandes diferencias con el presentado por el oficialismo. Ahora comenta el ingeniero que Ernesto Sanz cambio la estrategia y va a dar debate. Sin embargo, Raúl Alfonsín se debe estar revolviendo en su tumba por los manejos de Morales y compañía.

NOTA COMPLETA

Por una vez, socialistas




Por Tincho


El Socialismo honró su historia y decidió apoyar en general el proyecto de ley de Servicios de Comunicación Audiovisual impulsado por el Gobierno. Como la decisión fue tomada de manera orgánica, ayer el senador santafecino Rubén Guistiniani, presidente del partido, confirmó que va a votar en el mismo sentido. Gracias al acompañamiento de los socialistas la ley amplía la base de sustentación y se ve dotada de mayor legitimidad y pluralismo. Hermes Binner fue fundamental para establecer la posición positiva. El gobernador demostró por una vez que se puede ser oposición de forma racional y constructiva.

NOTA COMPLETA

Muy cerca



Por Tincho

¿Será cierto? ¿Se aprobará la ley que desmonopoliza el mercado de los medios de comunicación audiovisual y pluraliza las voces? ¿El kirchnerismo habrá conseguido lo que ningún gobierno pudo desde la vuelta de la democracia? ¿El Grupo se resignó? Todo parece un sueño.En tres semanas el Senado dará la respuesta a estas incógnitas.

La política es impredecible. Era una quimera pensar que el oficialismo intentará siquiera enviar el proyecto luego de que Néstor Kirchner fuera derrotado en Provincia por el empresario del multimedio “Alica-alicate”. Los directivos de los grupos entendían que habían liquidado las aspiraciones políticas del Gobierno, y que junto a sus seguidores comenzarían una mansa retirada para entregar la banda en 2011 a Cobos –por cierto, ya es hora de hablar de cobización y dejar un poco tranquilo al célebre Borocotó- o a Reutemann; dos hombres incapaces de realizar ningún cambio de fondo.

Sin embargo, Néstor y Cristina hicieron lo que hacen siempre que se ven desafiados: doblaron la apuesta y fueron por todo. El error de cálculo por parte de los dueños de la información se debió a que no contemplaron un ejemplo cercano. Luego de la derrota en el Congreso por la 125, la Presidente ordenó recuperar los fondos de las AFJP; una maniobra que tuvo pocos reparos en el Congreso y significó un ingreso de más de 100 mil millones de pesos y más de 15 mil millones anuales en recaudación.

Los lobbys empresarios no sirvieron de nada, porque, al contrario del “campo”, carecían de un sujeto social que ejerciera presión sobre los legisladores. Además, el trámite expedito del proyecto favoreció su aprobación. Lección aprendida: mientras menos se dilate el debate de cualquier proyecto que afecte intereses, más posibilidades tiene de ser aprobado.

Las razones en la posible –y deseable- aprobación se deben encontrar en estos dos motivos y en el cambio de estrategia llevado a cabo por las principales espadas del bloque del FPV de Diputados, que negociaron modificaciones con la centroizquierda con la suficiente amplitud y generosidad para que todos los que votan se sientan parte; es decir, consideren que también es su ley y no que le están haciendo el juego al Gobierno.

En el Senado se sabrá la verdad en poco tiempo. La única derrota que sufrieron los hombres conducidos por Miguel Pichetto fue por la 125, pero después aprobaron todos los proyectos enviados con holgura más allá de las deserciones que sufrió el bloque. La lista incluye estatización de Aerolíneas, recupero de AFJP, blanqueo de capitales, movilidad jubilatoria, presupuesto, adelanto de elecciones y prorroga de facultades delegadas; todos temas sensibles que fueron aprobados con cómodas mayorías.

De acuerdo a una importante fuente de la Cámara alta consultada por este blog, la próxima votación no se transformará en la segunda excepción. El kirchnerismo cuenta hoy 37 votos propios -incluidos los dos de Chubut y el del dueño de medios jujeños Gullermo Jenefes- más dos de los aliados fueguinos y el definitivo voto del socialista Guistiniani. En total. suman 40 voluntades que de concretarse, dejan fuera de juego a la oposición –contaría con varias ausencias- y a los multimedios, con Clarín a la cabeza. El Grupo es consciente de la situación casi irreversible y comienza a delinear la estrategia judicial para ganar tiempo.

¿Tendrá efectos positivos la sanción de la nueva ley? ¿Se empezaran a escuchar las voces de los “invisibles”? ¿En cuánto tiempo se notarán los cambios? ¿El kirchnerismo acrecentará sus chances en 20011 con el nuevo esquema comunicacional? ¿Qué será del futuro de Clarín y el Grupo Vila-Manzano-De Narváez? ¿Cobos se mantendrá como el máximo aspirante a acceder a la Casa Rosada? Las dudas quedan planteadas.






NOTA COMPLETA

viernes, 28 de agosto de 2009

Vuelve el fútbol, nosotros también

Por Tomás

Uno de los argumentos más escuchados a la hora de criticar la participación del Estado en la comercialización del fútbol se basa en el supuesto de que la inversión pública (en principio de 600 millones de pesos por año) no se podrá recuperar, lo cual constituiría un gasto poco razonable teniendo en cuenta que hay otras prioridades. ¿Pero realmente no se podrá recuperar la inversión? Como es sabido, una de las principales fuentes de financiación del fútbol por TV abierta es la publicidad, ya que los ingresos por el cobro del cable o el codificado se tornaron inviables con este nuevo esquema de comercialización. Marcelo Zlotogwiazda planteó el martes en "Palabras más, palabras menos" que la inversión publicitaria anual en televisión abierta es de unos 1100 millones de pesos. Además dijo en su blog que la torta publicitaria en toda la TV no llega a los 1500 millones de pesos anuales. Números similares dio Carlos Pagni en La Nación.

Estos datos implicarían que sería necesario que casi el 50 por ciento de los anuncios de la TV abierta se concentre en los partidos de fútbol para que el Estado no de pérdida. Algo imposible en la práctica. Sin embargo, en la página web de la Cámara Argentina de Centrales de Medios (Cacem) se pueden encontrar estos datos sobre la inversión publicitaria en los medios: http://www.centralesdemedios.com.ar/inversiones_netas.html

Como vemos en el link, según la Cacem la TV Abierta recaudó 2,945 millones de pesos en 2008, más del doble del número que informaron los medios de comunicación. Además hay que tener en cuenta que la cifra viene creciendo año a año, y que los números en 2009 y los años venideros podrían arrojar ingresos publicitarios mayores.

En sentido similar, la Asociación Argentina de Agencias de Publicidad (AAAP) informa que la inversión publicitaria en TV abierta durante 2008 fue de 2655 millones de pesos. El link es: http://www.aaap.org.ar/inversion_2008/cuadro_comparativo_de_inversion_publicitaria_argentina_2008-versus-2007.pdf

Con estos números, el panorama cambia completamente. Si le sumamos los ingresos por la reventa de los partidos a otros canales de aire, y la comercialización por telefonía móvil, es muy posible que el Estado haga un buen negocio con el fútbol. Esto sin contar los beneficios de no tener que comprar el codificado, ver Domingol o escuchar los divertidos cantos del Bambino Pons.

En definitiva, el quid de la cuestión está en los números sobre la publicidad. Creemos en la buena fe de Zloto, pero por lo que tenemos entendido, el amigo Moreno no tuvo tiempo de meter mano en la Cámara Argentina de Centrales de Medios ni en la Asociación Argentina de Agencias de Publicidad. ¿Alguien sabe cuál es la agencia o instución que informó que los ingresos publicitarios de TV abierta sólo alcanzan los 1100 millones de pesos?

NOTA COMPLETA